Juega un Mejor Golf

Juega un mejor golf – La rutina de calentamiento pre-torneo de Jon Rahm

16 Abril 2019 – Del calentamiento de un profesional del PGA Tour antes de un torneo siempre se puede aprender algo, y no es frecuente que lo podamos observar. Evidentemente los amateurs no nos entrenamos para ganar el Masters, ni para mandar la bola a más de 300 yardas desde el tee, ni por entrenar más dejaremos de tripatear en algún hoyo del campo, pero por lo menos podemos asumir referencias de cómo es mejor calentar antes de una vuelta en nuestros torneos. En este caso es gracias al vasco Jon Rahm, quien nos incita a mejorar nuestro juego desde antes de salir al campo en un día de competición.

Jon llega al putting green 65 minutos antes de iniciar su ronda. Puede ponerse los cascos para calentar con música y mantenerse relajado, cosa que seguramente también le ayuda a activarse y salir estimulado. Allí juega 20 putts largos ‘largos’, seguidos de 14 putts cortos, estando con el putter poco más de 10 minutos.

A continuación se dirige al chipping green y por lo menos pega una decena de chips. Sigue con casi otra decena de pitches de diversas alturas desde el rough, y termina con otra decena desde el bunker, todo con los distintos wedges. En total, otros 10 minutos.

Sin demora se dirige al driving range, donde permanecerá de 25 minutos a media hora. Comienza con otra decena de golpes con el lob wedge de 60º, marcando el golpe de medio swing; y otra decena con el wedge de 52º, ya de swing entero. Pasa a los hierros con cinco golpes con cada uno de los 9, 7 y 4, por este orden. En este torneo dedicó ocho golpes a la madera 3 y otros ocho al driver, eso sí, a máxima potencia. Se nota que a lo largo de la rutina ha ido pegando de menos a más, cada vez más duro, por lo que termina regresando al hierro 7, con pocos golpes más suaves, para acabar de afinar el swing.

Quedan 15 minutos para que tenga que salir a competir por el tee del 1, y aún aprovecha el tiempo para dedicarse a coger la sensación que se va a encontrar ese día en los greenes, con una última docena de putts adicionales en el putting green. ¡Y listo para jugar!

Una rutina de calentamiento previa a la ronda que, en resumen, ha consistido en 61 swings enteros, 32 chips, 46 putts; para un total de 139 golpes, de los cuales el 56% superiores a las 100 yardas (90 metros), y todo en 1 hora y 5 minutos.

Por Miguel Angel Buil