Blog

Blog – El mundo del deporte se detiene ante la expansión del coronavirus, incluido el golf

13 Marzo 2020 – ¡Una total decepción para todos los aficionados!

Eso es lo que tenemos por delante. La creciente preocupación mundial por la pandemia del coronavirus ha impactado de lleno en el mundo del deporte, incluido el golf. Organizadores de grandes, medianos y pequeños acontecimientos deportivos, ferias profesionales y públicas, actividades turísticas deportivas, jornadas de formación, programas extraescolares, instalaciones deportivas, etc. se han visto obligados a detener sus calendarios para contribuir a ralentizar y poner freno a la propagación de la enfermedad entre la población.

Hoy mismo, el PGA Tour ha suspendido THE PLAYERS Championship tras jugarse la primera ronda, y el resto de sus actividades durante al menos tres semanas. El primer Grand Slam del año, el Masters de Augusta, previsto del 9 al 12 de Abril, acaba de aplazarse por primera vez desde la II Guerra Mundial, sin proponer de momento una fecha alternativa. ¿Qué marcará ahora el inicio de la temporada 2020?, ¿cuánto tiempo durará la parálisis por culpa del virus?

¡Una total decepción para todos los aficionados! 

Fútbol, NBA, Fórmula 1… todo se está paralizando ante la amenaza del coronavirus. Está por ver qué pasará en verano con los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 y la Eurocopa de Fútbol 2020.

En el Tour Europeo no se está celebrando estos días el Open de Kenia; y en el Ladies European Tour, ahora jugando en Sudáfrica, también se ha aplazado el torneo de la próxima semana, el Saudi Ladies International, en Arabia Saudí. Otros torneos suspendidos corresponden al Challenge Tour, Alps Tour, MENA Tour

Esto a nivel de competiciones profesionales, porque en España, con el Estado de Alerta decretado por el Gobierno y a raíz de las últimas recomendaciones de las autoridades sanitarias y las administraciones públicas y deportivas, también se han suspendido las competiciones federativas, nacionales y territoriales, de todas las categorías, siguiendo las medidas preventivas dispuestas por la RFEG y CSD.

¡Una total decepción para todos los aficionados!

A su criterio, muchos campos siguen ofreciendo la posibilidad de jugar con normalidad aunque los clubs han dispuesto restricciones de acceso a parte de sus instalaciones, y desconvocado los torneos programados. Difícil decisión, sólo admisible si pueden garantizar la seguridad de los jugadores con algunos cambios de usos y costumbres, por no decir comportamientos, tanto dentro como fuera del campo de golf. Ideas y consejos, que no falten en la presente situación, para seguir jugando al golf. Pero quizás lleguemos a ver algunos clubs, empresas y tiendas de golf cerrando sus puertas durante un tiempo, como en las grandes urbes, si la situación se hace insostenible.

Porque entramos en una situación que está afectando el nivel organizativo, pero que también está produciendo un gran impacto en las empresas del sector, que deberán valorar posibles acciones y cambios de estrategia, primero para amortiguar los daños, en la medida de lo posible; y segundo, para superar las consecuencias que está provocando en su trabajo diario.

Al final, se trata de colaborar entre todos para que el virus no se siga expandiendo sin control; y la industria del golf, no iba a ser menos, también debe hacer todo lo posible. Aún sabiendo que entramos en un túnel oscuro sin vislumbrar la salida, porque  está en riesgo la viabilidad de los negocios. Todo apunta a que esta será una temporada dura para la gran familia de nuestro deporte, un mal año en el balance final del deporte en general, y para la economía mundial, que empieza a vaticinarse como la llegada de una nueva crisis.

¡No dejemos que esta decepción nos supere! Está universalmente reconocido que el golf es salud. Pues bien, ahora más que nunca, no arriesguemos nuestra salud y la de los que nos rodean, para que una vez pasada la tormenta del coronavirus, podamos seguir disfrutando de nuestro deporte. Ánimo, mantenerse sanos y que esto dure lo menos posible.

Por Miguel Angel Buil